Participaciones Previas

Los profesionales del equipo de trabajo de Q 354 Steel han participado previamente en importantes proyectos singulares de construcción metálica.

Dos de los proyectos más importantes en los que han participado miembros de nuestro equipo son el viaducto sobre el río Ulla en Catoira y la ampliación del puente de Rande en Vigo.

Viaducto sobre el río Ulla en Catoira

El viaducto del río Ulla, es una obra de celosía tipo mixta formada principalmente por tres vanos de 225 metros, 240 metros y 225 metros respectivamente, haciendo que sea uno de los viaductos con vano principal más grande del mundo.

El viaducto del río Ulla, actualmente dispone del récord mundial en la tipología de celosía mixta de alta velocidad al superar al puente de Nantenbach sobre el río Main, en Alemania, que ostentaba el récord desde su conclusión en 1993 con 208 metros de luz.

El viaducto recibió a manos de la “International Association for Bridge and Structural Engineering” (IABSE) el galardón “Outstanding Structure Award 2016”, en calidad de finalista. Este galardón reconoce los proyectos de puentes y estructuras más destacados a nivel mundial y es la primera vez que una estructura proyectada y construida en España recibe esta mención.

Ampliación del puente de Rande sobre la ría de Vigo

El puente de Rande es un puente atirantado abierto al tráfico el 7 de febrero de 1981 y une los municipios de Redondela y Moaña, márgenes del estrecho de Rande, en la ría de Vigo a 9 kilómetros de la ciudad de Vigo y a 18 kilómetros de la ciudad de Pontevedra. En el momento de su construcción fue el segundo puente de este tipo con más luz del mundo y obtuvo el Premio Europeo a la Construcción metálica más destacada en 1979.

La ampliación del icónico puente de Rande resulta un hito de la ingeniería a nivel mundial, puesto que es la primera vez que se realiza la ampliación de un puente atirantado de gran luz; en este caso además, sin interrumpir el tráfico sobre el puente existente en ningún momento.

La solución planteada se basa en la adición de un nuevo carril por sentido de circulación a cada uno de los lados exteriores de la plataforma existente, ampliando así la capacidad del puente de dos a tres carriles por sentido. Las nuevas calzadas se sostienen mediante una nueva familia de cables anclados en las pilas por una pieza metálica especial.